; ; ; ; ; ; ; ¿Cómo quieres tu proyecto? | Rieusset, Fabricante de etiquetas

¿Cómo quieres tu proyecto?

¿Cómo quieres tu proyecto?

Cómo quieres tu proyecto

Seguramente sea una pregunta que pueda despertar o generar cierta polémica o controversia ya que como prácticamente siempre, seguro que encontraremos alguna excepción que confirme la regla. Y digo esto porque seguramente nos hayamos encontrado con algún proyecto que no cumpla con estas premisas al pie de la letra. Pero cuanto menos, es un curioso reencuadre sobre ¿cómo quieres tu proyecto?

Variables y Combinaciones:

  • Gratis + Calidad + Rápido = Utopía                                 
  • Barato + Rápido = Mal hecho
  • Rápido + Calidad = Bien pagado
  • Calidad + Rápido + Barato = Utopía
  • Rápido + Gratis = Estafa
  • Barato + Calidad = No puede ser rápido
  • Gratis + Calidad = Hágalo usted mismo

Esta imagen resume básicamente lo que casi siempre buscamos para un proyecto. Que sea barato, que se haga rápido y que tenga calidad.

Supongo que eso es lo que queremos todos cuando solicitamos un servicio. Pero como bien sabemos (o deberíamos saber), es que en muchas ocasiones no acaban cumpliéndose. En la vida real es muy complicado que estos tres elementos formen parte de la misma ecuación. Entremos un poco más en detalle y analicemos las combinaciones que nos ofrecen estas cuatro variables. Las cuales son determinantes en el resultado final de nuestro proyecto.

Gratis + Calidad + Rápido = Utopía: Creo que todos estaríamos de acuerdo en calificar este punto de utopía.

Calidad + Rápido + Barato = Utopía: En este caso aunque también este muy cerca de la utopía, se acerca más a la realidad y podría ser plausible. Con la competitividad que existe hoy en día todos luchamos por acortar nuestros plazos al máximo, sin disminuir la calidad sino tratando de aumentarla y al mejor coste posible. Personalmente creo que es mejor un proyecto competitivo, que barato.  Esta es la línea de actuación que nos tendría que hacer decidirnos. Ya que comercialmente hablando seria nuestra mejor tarjeta de presentación. El matiz más importante en este punto seria ¿Qué es caro y que es barato? Todo dependerá de con que lo comparemos y si lo que comparamos es idéntico, parecido o diferente.

Barato + Rápido = Mal hecho: En esta ocasión creo que podríamos estar todos de acuerdo. Generalmente lo barato y rápido en muchas ocasiones está mal hecho. Cuanto menos las probabilidades de que esto suceda aumentan exponencialmente.  Me viene a la mente el dicho “vísteme despacio que tengo prisa”.

Rápido + Calidad = Bien pagado: Al igual que en el punto anterior me atrevería a decir que también estaríamos casi todos de acuerdo que estas dos premisas tienen un coste. Y este coste corresponde a las horas de trabajo que conlleva realizar un proyecto de forma rápida y con la máxima calidad.

Rápido + Gratis = Estafa: Ante esta combinación dudo que alguno crea firmemente que un proyecto o servicio rápido y gratis no venga acompañado de letra pequeña o nos acabe saliendo rana.

Barato + Calidad = No puede ser rápido: Es bastante obvio que un proyecto barato y de calidad generalmente no podrá ser rápido.

Gratis + Calidad = Hágalo usted mismo: Supongo que muy pocos de nosotros asociaríamos gratis a calidad. Para que esta combinación se cumpla, lo más sencillo será hacerlo nosotros os mismos. Difícilmente encontraremos calidad en un proyecto de forma gratis.

Tras interpretar esta imagen queda claro que la calidad conlleva unas horas de trabajo. Y por norma general este buen servicio supone añadir algunos costes adicionales o encarecimiento del producto/servicio.

Para finalizar me gustaría remarcar una pregunta cuando hablamos de caro o barato. ¿Respecto a qué? Siempre que comparemos dos productos deberíamos hacerlo bajo la misma base .Y teniendo presente el rendimiento que nos pueda dar. En nuestro caso como fabricantes de etiquetas y embalaje flexible, en función del material, barniz y tintas utilizadas los rendimientos en maquina son diferentes. También influye en el etiquetado los problemas que puede causar un producto con electricidad estática. Un ahorro en el precio puede resultar ficticio si después el rendimiento en maquina disminuye. Hablaremos de estos aspectos en otro post ya que son muchos los ejemplos y los casos.

Mientras tanto desde Rieusset seguimos trabajando para acercarnos a la utopia. Os invito a que dejéis vuestros comentarios al respecto.

 

 



X